Declaración en Defensa de Venezuela ante la Crisis Fronteriza con Colombia

 

El Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela ha propiciado una reunión binacional de cancilleres para dialogar franca y abiertamente sobre la grave situación fronteriza que principalmente ha perjudicado a Venezuela y a los derechos de su pueblo como resultado de males originados del lado colombiano y no atendidos o controlados suficientemente por su Gobierno, a pesar del conocimiento de los múltiples reclamos y el daño devastador que han ocasionado, al extremo de que finalmente, a las autoridades venezolanas no les ha quedado otra salida que decretar un estado de excepción constitucional en cinco municipios fronterizos para reforzar la protección de su población ante los desmanes ocasionados por esta violencia transfronteriza, sea paramilitarismo, narcotráfico o delitos violentos de toda índole.
A ello, se ha articulado un fenómeno de contrabando de extracción inconmensurabIe de bienes, servicios, medicinas, alimentos, gasolina, entre toda suerte de prestaciones pertenecientes al pueblo de Venezuela, hasta la especulación de la moneda venezolana extraída para el delictivo negocio de la manipulación cambiaria que ha aprovechado la indiferencia, cuando no indolencia, de lo que debería ser una acción gubernamental colombiana de contención, esperada como mínima reciprocidad del país que no sólo le ha brindado los más amplios ejercicios de cooperación, sino que ha acogido por décadas, y con el mayor afecto, a millones de colombianos hoy residentes en territorio venezolano, así como a otros miles de desplazados forzados por la violencia paramilitar. Cuestión claramente documentada por Naciones Unidas en su informe de 2015, como el segundo mayor desplazamiento forzado de más de 110.000 personas ocurrido en los últimos años.

Por tanto, contradice el más mínimo principio de buena fe, vecindad y cooperación, que el Presidente Santos, de repente, olvide esta cruda realidad propiciada, aupada o no controlada desde allá, así como la historia de reconocida solidaridad venezolana. Con lo que se pretende ocultar la comprobada irresponsabilidad de los gobiernos colombianos en la desatención, cuando no convivencia oficial, en la tremenda crisis humanitaria, que Venezuela ha acompañado eficazmente a palear por décadas.

Asimismo, ofenden sus declaraciones acompasadas en el foro que se está realizando en Bogotá con el club de Madrid, propuesto para que un grupo ex Presidentes con intereses privados y modalidades muy particulares de injerencismo contra el orden constitucional venezolano, ataquen a su legítimo Gobierno al amparo y con el descarado apoyo gubernamental de ese país.

Venezuela rechaza sin ambages la direccionalidad de las acciones y declaraciones del P Santos que se contradicen entre sí, desaniman las iniciativas y revelan que en realidad poco le importa avanzar hacia una solución integral que reconstituya la frontera en los términos constitucionales, socioproductivos, de respeto a los derechos, seguridad y paz que postula Venezuela y merecen nuestros pueblos.
Venezuela denuncia la falta de seriedad y obstáculos al propósito del diálogo constructivo enarbolado por declaraciones, que a todas luces, pretenden deslizar hacia el lado venezolano la reconocida responsabilidad del Estado colombiano en las causas y daños que han lesionado los derechos de Venezuela y de su pueblo, justo cuando lo mínimo esperado hubiere sido conciencia, reciprocidad y hermandad latinoamericana.
La táctica elusiva de su responsabilidad de nuevo le asalta cuando demuestra que ningún ánimo de diálogo y solución le asiste a un Gobierno que con su declaración desde Cúcuta, dejó claro que en nada le importa el dolor de su pueblo, por más que lo haya dramatizado, ni menos los perjuicios sistemáticos al pueblo de Venezuela que incluye alrededor de cinco millones de colombianos, ni tampoco el más mínimo rigor de respeto a un país hermano. Pareciera que solo le mueve la manipulación de una situación construida exclusivamente por la desidia de los gobiernos colombianos, forjada para intentar zafarse de la responsabilidad objetiva que internacionalmente le corresponde a ese Estado por el abandono, desasistencia y desamparo en el que sistemáticamente por décadas dejó a su pueblo y que hoy trata de ocultar bajo una falsa indignación que pretende desplazar su responsabilidad al país que más ha apoyado a su pueblo históricamente.

  • 01.jpg
  • 02.jpg
  • 03.jpg
  • 04.jpg
  • 05.jpg
  • 06.jpg
  • 07.jpeg
  • 08.jpg
  • 09.jpg
  • 10.jpg
  • 11.jpg
  • 12.jpg
  • 13.jpg
  • 14.jpg
  • 15.jpg
  • 16.jpg
  • 17.jpg
  • 18.jpg
  • 19.jpg
  • 20.jpg
Caracas / Venezuela

Login Form

Šafaříkova 201/17 120 00 Praha 2 Teléfono+420 226254100 Fax: +420 257534253